Cómo hacer una piscina casera de plástico tú mismo

Lo que tienes que saber sobre el diseño de piscinas

Todos quieren una piscina para enfrentar el calor del verano. Este espacio además de refrescarte, significa buenos momentos y diversión con tus amigos y familia. La construcción de piscinas puede ser muy sencilla si tienes los elementos necesarios.

Tipos de piscinas

Antes de aprender cómo hacer una piscina casera debes conocer qué tipos de albercas existen, ya que podrás sacar ideas e inspiración para hacer la propia. Hoy existe en el mercado diversos tipos de piscinas entre los que puedes elegir, las hay enterradas, de suelo y hasta elevadas. Aquí un listado de tipos de piscina según el material con el que están construidas.

  • Hinchables. Son las que no requieren mano de obra, son compradas y puedes armarlas tu mismo en tu hogar. Debes utilizar una comba eléctrica para hincharla y puede instalarse sobre césped, pavimento o tierra.
  • Lona. Estas piscinas tampoco requieren mano de obra y pueden ser armadas fácilmente por ti. Consta de una lona con una estructura que debes montar.
  • Poliéster. Son piscinas conformadas por una pieza de poliéster reforzada con fibra de vidrio, resinas y gel. Para su instalación debes cavar un hueco en el suelo e instalarla.
  • Acero inoxidable Son piscinas conformadas por paneles modulares de acero inoxidable que se instalan en un hueco en el suelo.
  • Hormigón. Las piscinas de obra u hormigón son un tipo de piscinas enterradas, son las de mayor resistencia de todo el listado y que sufren menos la degradación con el paso del tiempo, aunque también son las más caras.
  • Naturales. Durante los últimos años creció notablemente la instalación de albercas naturales o ecológicas. Se caracterizan por su proceso de filtrado libre de químicos y en base a plantas y filtros de arena y grana.

Cómo hacer una piscina en casa

Estoy casi seguro que construir una piscina es algo que todos hemos pensado en esos días de calor intenso en los que un chapuzón es necesario para sobrellevarlo. La construcción de piletas de cemento no es para cualquiera, pero hoy puedes hacer una con materiales reciclados y económicos como pallets y lonas.

A continuación encontrarás todo lo que debes saber sobre cómo hacer una piscina económica, con materiales a tu alcance y que no te llevará mucho tiempo.

Cómo hacer una piscina pequeña y barata

La construcción de piscinas es una tarea que hasta hoy era sólo llevada a cabo por profesionales, pero si no quieres gastar mucho dinero o quieres aventurarte en crear tu propia alberca sigue este paso a paso para construir piscinas caseras.

Herramientas y elementos necesarios

  • Palets o pales de carga
  • Lona o plástico grueso y extra grueso
  • Liga para trincar
  • Precintos plásticos extra grandes
  • Listones de madera para crear el borde
  • Engrampadora
  • Clavos y tornillos
  • Cola
  • Pinceles
  • Cinta adhesiva
  • Martillo
  • Paja o telgopor
  • Foamy

Paso a paso

  • Primero debes decidir el tamaño y forma de la piscina, de esto dependerá la cantidad de pallets y el tamaño de la lona y tela que usarás.
  • Comienza preparando el terreno, quita malezas, piedras y nivélalo. También puedes compactar la tierra con agua para un mejor acabado.
  • Luego coloca la lona gruesa, bien estirada, en el piso, su tamaño debe ser suficiente como para cubrir la base y las caras de la piscina.
  • Coloca los pallets centrados en forma vertical para crear el diseño deseado. Usa una liga para ajustar por primera vez la estructura.
  • Luego puedes unirlos entre sí con cola, una engrapadora o clavos. Todo depende de la calidad y tipo de madera de tus pallets.
  • Refuerza las uniones con precintos, sogas o alambres. Debes usar todos los elementos que tengas a mano para asegurar la estructura de tu piscina. También debes sujetarlos al suelo.
  • Finalmente usa precintos grandes para asegurar la estructura por fuera.
  • Luego con la engrapadora, ajusta la lona por la parte externa de la piscina.
  • Da los últimos toques a la parte interna, puedes rellenar los pallets con paja o telgopor, además de dar forma si quieres evitar los ángulos. También puedes colocar foamy en la base para que sea mullida.
  • Ahora coloca la lona gruesa interna, engrapa como lo hiciste con la otra capa.
  • Para que quede más bonita puedes usar listones de madera para los bordes o maderas para darle un mejor acabado. no olvides usar barniz impermeable en este caso.

Consejos para el verano

Ya sabes cómo hacer una piscina casera de plástico pero si hay algo que debes tener en cuenta para el verano, lo pases en la playa, la ciudad o en una alberca son los cuidados para enfrentar el calor. Cuida tu piel, cuerpo y mejora la temperatura en tus ambientes con los siguientes trucos y consejos.

  • Trucos para cuidarte del sol. Evita depilarte antes de tomar sol, no expongas heridas y cicatrices, usa protector solar y lleva una dieta balanceada, rica en omega 3.
  • Ideas para refrescar tu ambiente. Si te quedas en la ciudad y tienes que trabajar o estudiar pero no quieres sufrir el calor puedes tener en cuenta algunos consejos para evitarlo, además de hacer tu propio ventilador casero.
  • Toma agua de pepino. No olvides tomar agua fresca para evitar deshidratarte, también puedes probar agua saborizadas, como la de pepino, una de las más recomendadas para el verano.

¿Te gustaría tener una piscina en tu casa?

Si

4/0

No

4/3

Lo estoy pensando

2/2

No tengo el espacio

1/0

¿Cómo la construirías?

No hay comentarios

Puedes comentar desde Facebook y Google+, o si prefieres hacerlo anónimamente desde nuestro sistema de comentarios

Comenta en Facebook
Comenta en Innatia

Escribe tu comentario en "Cómo hacer una piscina casera de plástico tú mismo"

Comenta en Google+