Rutinas para cuidar la espalda

Cómo debe ser el entrenamiento para evitar problemas de espalda

La espalda es una de las zonas del cuerpo humano con más cantidad de músculos e inserciones que ninguna otra. Su posición central le da poder de decisión, gestión y control sobre las demás funciones corporales. Sin embargo, es necesario saber cómo deben ser las rutinas de entrenamiento para cuidar la espalda, a fin de evitar dolores y problemas.

Un problema cervical, con rigidez de los músculos de esa zona, puede llegar a afectar la coordinación y sensibilidad de las manos, pudiendo debilitar a los brazos seriamente.

Hay teorías que ponen el origen de los problemas de espalda en una excesiva rigidez de la musculatura que la conforma.

Por tanto deducen que en vez de fortalecerla, se hace imprescindible estirarla.

Asimismo, esta corriente terapéutica afirma que la parte posterior del cuerpo conforma una verdadera cadena muscular desde el cráneo hasta los talones.

Por tanto, no hay que flexibilizar parcialmente la musculatura posterior. Esto es, si estiras la parte posterior de las piernas, debes incluir ejercicios de estiramiento de la espalda lumbar, dorsal y cervical. De este modo se flexibiliza toda la cadena muscular, actuando como un todo.

Otras escuelas propugnan la importancia que tiene fortalecer toda la musculatura de la espalda, aduciendo que son el sostén del cuerpo.

Sin embargo, no hay que confundir fortaleza con rigidez.

Un músculo fuerte tiene la capacidad de estirarse, y contraerse a voluntad. Un músculo rígido permanece en un estado de semicontracción que lo puede llevar a crear tejido fibroso y por tanto cicatrizarse perdiendo toda capacidad de contracción y estiramiento.

El resultado de una musculatura de la espalda rígida, es comparable a tener cables de acero atados a la columna vertebral que no te permiten realizar con brazos y piernas todos los movimientos habituales con fluidez, amplitud y precisión.

En síntesis, tanto la capacidad de flexibilidad como de contracción tiene que estar presente en cualquier programa de acondicionamiento de la espalda.


IMPORTANTE: La misión de "Rutinas para cuidar la espalda" es ayudarte a estar informado, NUNCA sustituir la consulta médica.

1 Comentario en "Rutinas para cuidar la espalda"

Puedes comentar desde Facebook y Google+, o si prefieres hacerlo anónimamente desde nuestro sistema de comentarios

Comenta en Facebook
Comenta en Innatia
¡Cargando los comentarios!

Paula ...

Yo a parte de todo lo comentado en el artículo diría que también hay que disponer de una cama que te permita descansar bien. En mi casa tenemos colchones tempur y se nota. Prefiero gastarme algo más en un colchón de calidad que me ayude a mitigar mis dolores de espalda.

0

3 de feb, 2012 - 09:10:14

Escribe tu comentario en "Rutinas para cuidar la espalda"

Comenta en Google+