Musicoterapia: cómo estimular a personas con Síndrome de Down

Muy buena terapia para personas discapacitadas

La musicoterapia es una práctica que te da posibilidades para estimular a personas que sufren todo tipo de problemas. Para ayudar a quienes padecen de síndrome de down, puede ir fenomenal. Entérate por qué en esta nota.

Cada persona es diferente y algunas nacen o sufren en algún momento de su vida, algún tipo de discapacidad. Ésta es una palabra muy abarcativa, puedes sufrir ceguera, sordera o no tener alguna extremidad. Cada discapacidad tiene su propio seguimiento y tratamiento para que puedas tener una mejor calidad de vida.

Pero también hay discapacidades motoras y mentales, con las que muchas personas nacen y requieren el acompañamiento necesario para que puedan hacer su vida lo más independientemente posible y poder lograr todo lo que desean y la vida tiene para ofrecer. Si tienes un hijo, sobrino o alumno discapacitado debes saber que hay muchas herramientas para ayudarte y ayudarlo, entre ellas la musicoterapia.

El síndrome de down es una de las discapacidades más comunes y que con los avances médicos y educativos se están transformando en parte de la vida de quien la sufre y no un impedimento. Hay licenciados universitarios y hasta hay una diputada con síndrome de down. Lo que quiere decir que para quien sufre este cuadro patológico todo es posible.

Objetivos de la musicoterapia para el paciente con síndrome de down

Mejorar las habilidades motoras

  • Aumentar el equilibrio
  • Aumentar la velocidad al caminar
  • Aumentar la destreza
  • Aumentar la capacidad de agarre con las manos

Desarrollar el lenguaje expresivo

  • Aumentar la duración de las expresiones verbales (poder decir cada vez más palabras)
  • Aumentar la estructura gramatical
  • Aumentar el vocabulario
  • Aumentar la capacidad de expresar los deseos y necesidades
  • Mejorar la fluidez a la hora de hablar

Desarrollar el lenguaje receptivo

  • Mejorar la capacidad de recibir instrucciones
  • Aumentar la comprensión de frases cada día más complejas
  • Aumentar la respuesta a estímulos auditivos y musicales

Mejorar las relaciones sociales

  • Incentivar el contacto visual con otras personas
  • Mejorar la capacidad cooperativa para trabajar en grupo
  • Enseñar saludos y costumbres sociales positivas

Potenciar las habilidades cognitivas

  • Mejorar la atención
  • Disminuir actitudes agresivas e impulsivas
  • Aumentar las habilidades académicas (leer, hacer cuentas matemáticas, memorizar)

Cómo son las sesiones de musicoterapia

El contenido de las sesiones depende del profesional que las realice y la edad del paciente. Lo ideal es que comiencen a desarrollarse desde edad infantil, a partir de los dos o tres años, al mismo tiempo de otras terapias, guardería, kinder o jardín y luego acompañar también durante el comienzo del colegio.

Dentro de las sesiones de musicoteriapa se trabajará siempre con música del gusto del paciente y con canciones indicadas para la edad que tiene en ese momento, por ejemplo, en niños pequeños se usan las clásicas canciones infantiles, con letras simples y ritmos pegadizos.

Con estas canciones se trabaja los movimientos de la lengua, al repetición de palabras difíciles, el baile y también se tocan instrumentos como el toc toc, panderetas, tambores. Siempre resultan muy divertidos para cualquier niño, es especial los que tienen síndrome de down.

La utilización de instrumentos es muy beneficiosa para enseñar a seguir ritmos e instrucciones y además mejora las habilidades motoras, como también lo hace el baile. La música también mantiene la atención de los niños y los acerca a nuevos conocimientos y posibilidades.

Estas sesiones siempre deben “continuar” en el hogar, cada niño debe seguir escuchando la música que le guste y cantarla siempre que quieras. Además, como padres, es importante acompañarlos bailando con ellos y animándolos a escuchar las canciones.

A medida que el paciente mejora las sesiones se irán complejizando, agregando coreografías que combinan movimientos corporales, canto y también incluyen instrumentos. En algunos casos también se les enseñan nociones básicas de notas musicales y acordes, entre otros aprendizajes.

Las sesiones no sólo tienen una función terapéutica, sino que también proporcionan diversión y ayudan al niños a socializar, ya que las sesiones grupales también son parte del tratamiento.

Musica

Otros beneficios de la musicoterapia

Obviamente, el síndrome de down no es lo único que se puede tratar por intermedio de la musicoterapia. Esta práctica te posibilitará acceder al tratamiento de muchas otras enfermedades y problemas. Debajo, algunas de las opciones.

  • Combate el Alzheimer. Esta terapia es muy versátil, sirve para tratar las mas diversas enfermedades y problemas, entre ellas el temido Alzheimer. El poder de la música ayuda a los pacientes a conectar con su pasado y algunos beneficios más.
  • Reduce los síntomas de la fibromialgia. Uno de los tantos tratamientos para aliviar los síntomas de la fibromialgia es la musicoterapia. Su poder relajante ayuda a disminuir la ansiedad y las molestias que causa esta enfermedad.
  • Ayuda a reducir el estrés. No hace falta sufrir alguna enfermedad para usar los poderes de la musicoterapia. También puedes usarla luego de un día complicado o para reducir el estrés.

¿Cómo crees que resulta la musicoterapia en downs?

Excelente

3/0

Muy buena

2/0

Buena

0/1

Regular

0/1

Mala

0/1

Pesima

0/1

¿Algo más que quieras agregar?

No hay comentarios

Puedes comentar desde Facebook y Google+, o si prefieres hacerlo anónimamente desde nuestro sistema de comentarios

Comenta en Facebook
Comenta en Innatia

Escribe tu comentario en "Musicoterapia: cómo estimular a personas con Síndrome de Down"

Comenta en Google+