¿Vale la pena comprar un deshidratador?

Un elemento costoso, pero muy útil en algunos casos

El deshidratador es un elemento interesantísimo para conservar los alimentos y también para preservar sus propiedades. Pero, tiene una gran contra: suele ser bastante costoso. Es por esto que no tienes más que leer esta nota, que quizás te ayude a tomar la decisión.

¿Estás pensando en hacer una inversión y comprar un deshidratador para tu cocina? Pues no es una mala idea, aunque no siempre se justifica el gasto. ¿Tienes dudas sobre si debes hacerlo o no? Entonces no dejes de leer esta nota, que te puede ayudar a tomar la decisión de hacer el esfuerzo o seguir comprando productos deshidratados.

En estos casos, sí vale la pena comprar un deshidratador:

  • Si sigues una dieta altamente crudivegana: Una dieta crudivegana o raw puede ayudarte mucho a ganar salud. Y tener un deshidratador te va a venir perfecto para recetas como el pan esenio o las galletas de almendras, entre muchísimas otras cosas. Tenerlo te facilitará mucho las cosas y te dará más variedad a la hora de comer.
  • Si tienes huerto y quieres conservar algunos alimentos: El deshidratador es perfecto si tienes cultivos y quieres conservar esos alimentos fuera de estación. Puedes deshidratar prácticamente todo y, con una simple rehidratación, gozarás nuevamente un alimento rico y sano. Y le harás un regate al monopolio de la conserva.
  • Si piensas comercializar esta clase de productos: Si estás pensando en hacer galletas crudas, tomates secos o tienes una tienda de productos veganos, no deberías ver con malos ojos la idea de tener uno a mano, pues será una herramienta fundamental para obtener esta clase de productos. La dieta crudivegana está cada vez más de moda y, seguramente, clientes no te faltarán.
  • Si eres un ferviente admirador de las propiedades de los alimentos: Si quieres preservar las propiedades de los alimentos en su punto justo, pues entonces un deshidratador es perfecto, ya que te permitirá tener alimentos fuera de época. Si deshidratas por debajo de los 42° centígrados, los beneficios de tus productos quedarán intactos.
  • Si realmente le vas a dar uso y eres una persona paciente: El deshidratador es un elemento que, a la hora de ser usado, requiere de cierta paciencia, pues los períodos de uso suelen ir entre las 6 y 12 horas como si nada. Además, supone un gasto energético durante todo ese tiempo. Por eso mismo, si no le vas a dar un uso intenso, más bien te conviene comprar los productos deshidratados que quieras y listo.
Deshidratador

Ahora ya no tienes más que tomar la decisión y, si realmente consideras que vale la pena, comprar el deshidratador. Suelen decir que los de bandeja (como el que ves en la imagen), son los mejores. Aunque uno redondo, hogareño y más económico puede servirte en algunos casos. ¡Es cuestión de buscar la alternativa que te quede más a mano!

¿Para qué comprarías un deshidratador?

Gráfico de la encuesta: ¿Para qué comprarías un deshidratador?

Para conservar alimentos fuera de temporada

18/1

Para conservar propiedades

15/0

Para la dieta crudivegana

8/1

Para vender alimentos deshidratados

3/4

Por otras razones

4/2

¿Qué productos deshidratados consumes?

2 Comentarios en "¿Vale la pena comprar un deshidratador?"

Puedes comentar desde Facebook y Google+, o si prefieres hacerlo anónimamente desde nuestro sistema de comentarios

Comenta en Facebook
Comenta en Innatia
¡Cargando los comentarios!

Victor Santander ...

Lo necesito para todo lo indicado

0

18 de ago, 2014 - 13:16:17

eduardo macias ...

muy Buena pajina

0

24 de ago, 2014 - 20:24:17

Escribe tu comentario en "¿Vale la pena comprar un deshidratador?"

Comenta en Google+