Cómo entrenar y para qué

Entrena para divertirte

Cuando el hacer deporte es una obligación, ya no es tan divertido. Entrena para pasártelo bien. Las sesiones de entrenamiento deberán de ser breves pero efectivas. No por entrenar más vas a mejorar más. La única manera de mejorar más es entrenar mejor.

La gran mayoría de las personas que realizamos ejercicio físico lo hacemos por distintas razones.

  • Unas porque se encuentran bien físicamente.
  • Otras porque les ayuda a estar delgado.
  • Otras porque cada día que salimos a entrenar es un reto distinto.
  • Otras porque les ayuda a perder grasa.
  • Otras porque se lo ha recetado el médico.
  • Otras porque despeja la mente y activa el cuerpo.

Seguramente que haya decenas de razones por las que hacemos deporte, pero hay una que es la madre de todas las razones. Esa razón es;

Porque nos divertimos

Sin duda alguna, el deporte es una manera de relajar y eliminar tensiones de nuestra mente y de nuestro cuerpo. Si hacemos del entrenamiento sesiones largas y duras un día tras otro, acabaremos agotados física y psicológicamente. Es por ello que nuestras sesiones de entrenamiento han de ser cortas y placenteras. Está más que demostrado que se obtienen mejores resultados cuando entrenamos el tiempo justo que cuando alargamos nuestras sesiones, eso por supuesto sin tener en cuenta los peligros del sobreenternamiento y la desmotivación o agotamiento psicológico.

A no ser que sean temporadas específicas del año en la que estamos trabajando el fondo o resistencia, o durante la temporada en la que al menos una vez cada quince días recordaremos el ejercicio de fondo haciendo mucha cantidad pero poca calidad, (es decir, mucho tiempo de ejercicio pero a una intensidad muy baja, ejercicio aeróbico puro y duro) el resto del año a nadie le gusta estar día tras día por ejemplo más de 4 horas montando en bicicleta, o más de 2 horas entrenando a pie, o más de 3 horas en el gimnasio, ya que este tipo de entrenamiento al final acaban cansando. Las sesiones de entrenamiento deberán de ser breves pero efectivas. De esta manera podrás mantener día tras día el entusiasmo y no caer en el cansancio continuo ni la fatiga psicológica.

Las rutinas de entrenamiento cortas pero efectivas son sin duda alguna la mejor manera de entrenar durante la temporada. Aprovechar el tiempo de entrenamiento y ser consciente de cuáles son aquellos ejercicios o rutinas en las que te tienes que centrar para mejorar en aquello que fallas, harán que mejore tu rendimiento y sobre todo evitarás caer en el desánimo.

El tiempo a dedicar al entrenamiento va a depender del ejercicio que realices y sobre todo del nivel que tengas. Te dejo un listado del tiempo medio recomendado para hacer ejercicio y pasártelo bien:

  • Ciclismo: de 2 a 3.5 horas
  • Running: de 20 a 60 minutos
  • Gimnasio y pesas: de 25 a 75 minutos
  • Spinning: de 45 a 60 minutos
  • Tenis: de 60 a 90 minutos
  • Futbol: de 60 a 80 minutos
  • Baloncesto: de 60 a 75 minutos

Recuerda en este tiempo incluir:

  1. Calentamiento suave
  2. Ejercicios específicos para mejorar
  3. Vuelta a la calma
  4. Estiramientos

Si te apetece entrenar más no hay problema. Dedica todo el tiempo que creas conveniente, pero permíteme que te de un consejo. Entrena para pasártelo bien. Cuando el hacer deporte es una obligación, ya no es tan divertido.

Un último y poderoso consejo. Recuerda esto:

No por entrenar más vas a mejorar más. La única manera de mejorar más es entrenar mejor.

El estar motivado y fresco te ayudará a entrenar mejor y a conseguir de manera más rápida y efectiva tus resultados.


No hay comentarios

Puedes comentar desde Facebook y Google+, o si prefieres hacerlo anónimamente desde nuestro sistema de comentarios

Comenta en Facebook
Comenta en Innatia

Escribe tu comentario en "Cómo entrenar y para qué"

Comenta en Google+