Siqueff: Medio siglo de cocina libanesa y del Yucatán

Comida libanesa y de Yucatán en el restaurante Siqueff. Kibis, confetti árabe, kafta, los originales huevos motuleños o un filete de pescado en salsa pueden degustarse en el restaurante Siqueff, donde la tradición culinaria continúa...

Desde hace 48 años, la localidad de Motul, en la Península del Yucatán (México) cuenta entre sus atractivos turísticos con un emblemático restaurante de gastronomía típica libanesa: Siqueff.

A principios del siglo XX la familia Siqueff fundaba el restaurante "La sin rival" que en poco tiempo cobró fama y prestigio sus asados de venado, que convirtieron a éste en punto de obligada visita para los turistas que llegaban a Motul.

Corría el año 1959 y Jorge Siqueff Febles decidía establecer su propio restaurante, al que nombró con su primer apellido, animado por la fama que se había ganado él mismo como buen cocinero. En poco tiempo, platos como el kibi frito –una especia de hamburguesa frita a base de res y trigo-, el pollo frito a la francesa o los huevos motuleños se convirtieron en auténticos iconos de la oferta gastronómica local.

Las dos generaciones posteriores de la familia Siqueff han continuado haciendo gala de una excelencia fuera de lo habitual en sus artes culinarias, evolucionando con los tiempos pero sin olvidar por ello sus raíces y, sobre todo, aquellos valores que auparon a don Jorge a lo más alto del sector hostelero en Motul.

Cuentan las leyendas locales que el ex gobernador de la región era un habitual del primer restaurante de la familia Siqueff, "La sin rival", y luego también del "Siqueff". Ante el gran número de invitados de sus almuerzos y lo imprevisto de su llegada, los cocineros se vieron obligados a inventar un plato que aglutinara varios en uno, porque de no hacerlo así, no había vajilla suficiente para todos los comensales.

Así nacieron los huevos motuleños, hoy la auténtica estrella culinaria del local. Alrededor del huevo, plato principal del menú, se añadían los distintos acompañamientos que había disponibles, dando como resultado una especie de plato combinado que hicieron las delicias de los comensales.

Actualmente este plato se prepara con dos huevos montados sobre una tortita frita recubierta de fríjoles refritos y acompañados por plátanos fritos y bañado todo por abundante salsa motuleña - jitomate, cebolla, jamón y chícharos-.


No hay comentarios

Puedes comentar desde Facebook y Google+, o si prefieres hacerlo anónimamente desde nuestro sistema de comentarios

Comenta en Facebook
Comenta en Innatia

Escribe tu comentario en "Siqueff: Medio siglo de cocina libanesa y del Yucatán"

Comenta en Google+