¿Qué es un TOC SEVERO? Tratamiento de los síntomas

Todo lo que necesitas saber sobre el trastorno obsesivo compulsivo en PDF

¿Sabes qué es un TOC? Te diré que significa TOC en psicología y cómo controlar un ataque de TOC. Además, te explicaré qué es un TOC puro y por qué se considera severo. Por último, te compartiré ejemplos de trastorno obsesivo compulsivo y otros trastornos psicológicos asociados. ¿Me acompañas?

¿Qué es un toc?

En principio, ten en cuenta que un TOC, trastorno obsesivo compulsivo es un síndrome psiquiátrico, que se caracteriza por pensamientos intrusivos y recurrentes, que producen ansiedad o temor y que desencadenan conductas repetitivas y compulsivas, tendientes a reducir dicho malestar.

No obstante, te diré qué es un TOC puro, en que se diferencia del anterior y por qué se considera severo. Pues bien, el TOC puro es un tipo de TOC en el que quien lo padece, lo mantiene oculto. Es decir que no responde de forma visible a sus pensamientos obsesivos con actos compulsivos evidentes. Por el contrario, si tienes un TOC puro sólo tendrás compulsiones a escondidas. Por tal razón, al no ser reconocido como tal, resulta mucho más difícil de diagnosticar y de tratar

Causas de trastorno obsesivo compulsivo

En cualquier caso, las causas por las que se desencadena un trastorno obsesivo compulsivo no han sido fehacientemente determinadas y lo más probable es que sean el resultado de factores multicausales, donde concurren determinantes biológicos y psicológicos.

Entre los factores biológicos se señalan:

  • Predisposición genética, en la medida en que en algunos casos, existen antecedentes familiares de TOC.
  • Problemas anatómicos, a nivel del cerebro.
  • Alteraciones funcionales originadas en los niveles de neurotransmisores.
  • Trastornos intestinales, como intolerancia al gluten. o enfermedad celíaca.

Sin embargo, también se han descripto factores psicológicos y sociales, como la presencia de padres muy controladores.

Ejemplos de TOC

Ahora bien, entre los trastornos obsesivos compulsivos más frecuentes se encuentran los siguientes:

de limpieza

Sin duda, el TOC por la limpieza es uno de los más habituales. Si lo padeces es muy probable que te laves las manos repetidas veces al día, que tu casa huela a desinfectantes y productos de limpieza y que aún así, te la pases limpiando todo el tiempo, sin sentir que nada está nunca suficientemente limpio.

por el orden y simetría

Muy relacionado con el anterior, existe un TOC por el orden y la simetría. Por ejemplo, ¿Te perturba ver un cuadro torcido?, ¿Necesitas que todos tus libros estén alineados en perfecto orden y tus camisetas perfectamente plegadas y alineadas por color? El orden, sin duda es útil, pero cuando se convierte en obsesión puede ser una verdadera tortura. Tanto para tí como para quienes comparten tu espacio.

de verificación o comprobación

Otro de los TOC que es muy probable que por épocas, pocas personas escapen es el TOC de verificación y comprobación. Sales y estás segur@ que has apagado la luz, cerrado la salida de gas, puesto llave a la puerta; sin embargo, tienes que volver para corroborarlo. Es muy común que nos ocurra cuando estamos con muchas preocupaciones en mente, pero si es repetitivo se convierte en un verdadero TOC.

de repetición

Es habitual que los TOC se relacionen entre sí. El TOC de repetición si bien podría relacionarse con todos, en ocasiones se presenta aislado, como la necesidad de repetir permanentemente una acción, como por ejemplo, tocarse la nariz.

por comprar o con el dinero

La necesidad de adquirir constantemente nuevos objetos y de gastar dinero es algo bastante frecuente para algunas personas que incluso llegan a reconocer que el dinero les quema en las manos. Si bien es diferente al síndrome de Diógenes o de acaparador compulsivo, en el que se coleccionan objetos insignificantes de los que resulta difícil desprenderse, el TOC por comprar también conduce a la acumulación. Sin embargo, no es ese su principal inconveniente, sino los daños que puede ocasionar en la economía doméstica.

de pensamientos o rumiaciones

Se trata de uno de los TOC más difíciles de tratar y superar en la medida que los pensamientos y rumiaciones se convierten en rituales mentales para contrarrestar las verdaderas obsesiones. Dentro de este tipo de TOC, también podrían incluirse otros tipos como el TOC filosofal o el de miedo a volverse loco, ya que no se manifiestan en actos, sino que funcionan como pensamientos.

con números

En cambio, si tu TOC es con los números, te la pasarás haciendo cálculos y correlaciones a cuanta cifra se aparezca en tu horizonte, hasta encontrarle un sentido para ti, ya se trate de la fecha de un evento, de la hora de una cita o del día de cumpleaños de alguien que acabas de conocer.

Otros tipos de trastornos obsesivos compulsivos

En cualquier caso, más allá que algunos TOC puedan coexistir, existen algunos cuadros no definidos, que también puede ser identificados como diferentes tipos de TOC.

por los gérmenes o hipocondríaco

La obsesión por la contaminación también se asocia con frecuencia con temores hipocondríacos de enfermar o de sufrir enfermedades desconocidas.

con la comida

Este TOC a menudo se relaciona con una obsesión con el aspecto físico y la imagen corporal que afecta tanto la relación con la comida, como la obsesión por el entrenamiento físico.

en el amor

Existe un TOC que afecta directamente las formas de relacionarse con el otro, lo que afecta mucho la vida cotidiana y los afectos, ya que no sólo se da en las relaciones de pareja, sino en otros vínculos. Una variante es el TOC con una persona en particular, que puede o no ser de tu círculo íntimo.

en el trabajo

Si eres un adicto al trabajo, puede que llegues a desarrollar un TOC, algo que es cada vez más común en el mundo contemporáneo, con las exigencias y desafíos a la que la vida laboral nos enfrenta.

Además de estos ejemplos de TOC, existen según diferentes clasificaciones muchos otros tipos y variantes, que pueden compartir algunos síntomas o incluso superponerse, en una misma personalidad de base obsesiva compulsiva.

Tratamiento del trastorno obsesivo compulsivo

Ahora que sabes más sobre el trastorno obsesivo convulsivo, sin duda te interesará conocer cómo tratar un ataque de TOC. Pues bien, te diré en que consiste el tratamiento, que en principio combina la administración de psicotrópicos con psicoterapia:

  • Farmacológico. Se trata de psicofármacos que afectan la serotonina y que serán indicados por el médico psiquiatra, como coadyuvantes al tratamiento psicoterapéutico.
  • Psicoterapéutico. En cuanto al tratamiento psicoterapéutico, existen diferentes alternativas según los casos, tales como psicoterapia conductual, psicoterapia cognitiva, mediante la EPR, terapia de exposición y prevención de la respuesta, y psicoanálisis, entre otras.

Descarga todo lo que necesitas saber sobre el TOC, trastorno obsesivo compulsivo en PDF

TOC y trastornos psicológicos asociados

En cualquier caso, el TOC se asocia a muchos otros trastornos psicológicos que no siempre son un TOC en sí mismos, pero que se correlacionan con síntomas de TOC. A continuación, encontrarás más información.

  • Síndrome de Tourette. Se trata de un síndrome que afecta a niños y adolescentes y que es raro a partir de los 18 años. Consiste en un trastorno nervioso que se manifiesta en la forma de tics y que a menudo se asocia a otros síntomas concomitantes como ansiedad, hiperactividad y depresión.
  • La misofobia, uno de los TOC más frecuentes. Si hay un TOC frecuente es la obsesión por la limpieza, que se deriva de un miedo exacerbado por la suciedad y la presencia de gérmenes. Esta fobia puede llegar a provocar síntomas y conductas muy perturbadoras, como el lavado permanente de manos.
  • La vigorexia y su relación con el TOC. A menudo, algunos TOC quedan enmascarados en un supuesto cuidado del cuerpo, que si bien podría ser inobjetable, alcanza dimensiones desmesuradas. Los ejemplos más claros son el excesivo entrenamiento y los trastornos alimentarios que se derivan de dietas estrictas y poco saludables.
  • La hipocondría, ¿una forma de TOC? No hay acuerdo general en que la hipocondría, el miedo permanente a enfermar, sea una forma de TOC. Sin embargo, en la medida que desencadena comportamientos obsesivos que no pueden ser controlados, sin duda se correlaciona con este tipo de trastornos.
  • La nomofobia, cada vez más frecuente. Uno de los últimos TOC en incorporarse a la lista, surge del miedo a quedar incomunicados. Nació con el avance de la tecnología y lo que en un momento fue la compulsión a abrir permanentemente el correo electrónico, ahora se traslada al teléfono móvil y la disponibilidad de conectividad.

¿Cuál es tu TOC?

con la limpieza

2/1

con el orden

2/1

de verificación

1/1

de repetición

0/1

por comprar y acumular

0/1

de pensamientos y rumiaciones

2/1

con números

1/1

con los gérmenes y las enfermedades

0/1

con la comida y el aspecto físico

1/0

con las relaciones

0/1

con el trabajo

0/1

¿Qué haces para controlarlo?

No hay comentarios

Comenta en Innatia

Escribe tu comentario en "¿Qué es un TOC SEVERO? Tratamiento de los síntomas"